Búsqueda

lunes, 5 de julio de 2010

Juan 7:53 y 8:1-11 ¿Texto espurio? El pasaje de la mujer adultera

Papiro p66 de la Serie Bodmer (unas pocas hojas identificadas como parte del Evangelio de Juan, fechadas hacia el 200)

 
Papiro p75 (Bodmer XV) fechado hacia 175-225


 Codex Washingtonianus, fechado hacia el 400

"En síntesis, nos encontramos con este panorama (aplicable al final de Marcos también): un texto que no se menciona en los textos más antiguos ni por los autores cristianos más antiguos, y que luego aparece pero en diferentes versiones, unas más cortas que otras, en otros manuscritos aparece con asteriscos y marcas, en otros aparece en diversos partes (intercalado en Lucas o al final de Juan), hasta que luego se uniformiza el nuevo texto tal como lo conocemos en manuscritos menos antiguos. " Neuronauta: http://www.forosperu.net/showthread.php?t=109346

"Le recomiendo leer libros escritos por historiadores y no por pastores/sacerdotes/periodistas convertidos. Los historiadores juntan toda la evidencia, a favor y en contra y dan una vision objetiva. Los pastores/sacerdotes/periodistas convertidos carecen de rigor profesional, y presentan solo la evidencia a favor de sus posiciones pre determinadas, y con frecuencia distorsionan y exageran los hechos.
'La evidencia a favor que la historia de la adultera fue añadida al evangelio de Juan es inmensa; no solo el estilo es diferente al resto del evangelio de Juan, sino que el vocabulario es muy diferente, y ademas interrumpe la secuencia entre Juan 7.52 y 8.12. Podemos concluir que la historia de la adultera no fue escrita por Juan'. Metzger, B 'A textual commentary on the Greek New Testament, 2 ed (Stuttgart, German Bible Society, 1994), p 187. " FernandoPeru: http://www.forosperu.net/showthread.php?t=109346


Adjunto una explicación del tema tal como fue referido por el erudito Daniel B. Wallace al periodista Lee Strobel.Daniel1965: http://www.forosperu.net/showthread.php?t=109346

ENTRAÑABLE, PERO ESPURIO

»Es uno de los relatos más apreciados de la Biblia: una mujer sorprendida en el acto mismo del adulterio es llevada delante de Jesús. Realmente se trataba de una trampa; los fariseos sabían perfectamente que la ley de Moisés prescribía que tenía que ser apedreada, y querían poner a prueba Jesús.

»Jesús se inclinó y se puso a escribir algo con el dedo en el suelo. Lo que escribió no se consigna, y a lo largo de los siglos ello ha suscitado toda clase de especulaciones. Finalmente, Jesús pronunció las conocidas palabras, "El que esté libre de pecado, que tire la primera piedra." Aleccionados, los fariseos se marcharon de uno en uno, siendo los más viejos los primeros en abandonar la escena. Cuando todos hubieron salido, Jesús dijo a la adúltera: -Mujer, ¿dónde están? ¿Ya nadie te condena? -Nadie, Señor. -Tampoco yo te condeno. Ahora vete, y no vuelvas a pecar."

»El único problema con este relato es que los eruditos saben desde hace más de un siglo que no es auténtico. No obstante, esta fue una noticia perturbadora para los lectores del libro de Ehrman. Muchos parecieron tomarse esta pérdida de un modo personal, y comenzaron a preguntar qué otros pasajes de la Biblia hemos de desechar como indignos de confianza.

»Francamente, esta es una triste historia ---dijo Wallace cuando le pregunté por el relato de la mujer adúltera--. Cuando uno lee este pasaje, dice, "[Es realmente impresionante! Estoy asombrado del Amor, la Gracia y la Misericordia de Jesús y de cómo les hizo frente a los fariseos." Decimos, "quiero que esto esté en la Biblia." Y esto mismo dijeron los copistas. Leyeron este relato como un episodio independiente y acabaron consignándolo, al menos en media docena de pasajes en Juan y Lucas. Es como si los escribas hubieran dicho, "quiero que esto esté en la Biblia, de modo que, vaya ponerlo en este o en aquel lugar."

-¿De modo que es un relato que se introdujo con el tiempo? -le pregunté.

-Al parecer, circulaban dos relatos distintos acerca de una mujer que había sido sorprendida en pecado y Jesús fue misericordioso con ella. Es más que probable, que una buena parte de la narración fuera históricamente verdadera, sin embargo no se consignó en las Escrituras.

-¿Fue una mujer sorprendida en adulterio?

-No lo sé.

-¿Fueron los fariseos abandonando el lugar comenzando por los más viejos?

-Es casi seguro que esto se añadió más tarde para darle más sabor al relato.

-¿Escribió Jesús algo en el suelo?

-Es casi seguro que sí, por una serie de razones ---respondió--. Mi hipótesis es esta: Estos doce versículos armonizan más con el estilo y vocabulario de Lucas que con los de Juan. De hecho, un grupo de manuscritos consigna la narración en Lucas, en lugar de en Juan. ¿Cuál era el aspecto del relato cuando Lucas tenía acceso a él, y por qué no lo consignó en su Evangelio? Todavía no tengo respuesta a estas preguntas.

-Pero está claro que el relato de la Biblia no es auténtico ---dije.

-Es necesario hacer una distinción ---dijo él-. ¿Es auténtico desde el punto de vista literario, en otras palabras, fue Juan quien escribió realmente este relato? Mi respuesta es un rotundo no. ¿Es históricamente auténtico? ¿Sucedió realmente? Mi respuesta es un sí con muchos matices: es posible que se diera un episodio en que Jesús se mostrara misericordioso con un pecador, no obstante originariamente la narración estaba en forma truncada.

-¿Por qué se ha seguido incluyendo este relato en las Biblias? –Le pregunté--. ¿No confunde esto a los lectores?

-Los evangélicos han seguido una tradición de timidez al seguir incluyendo este relato porque piensan que los lectores se asustarían si no lo encontraran en el texto ---dijo Wallace-- Si leemos cualquier traducción bíblica encontraremos una nota marginal que dice que este relato no aparece en los manuscritos más antiguos. Pero a menudo estas notas no se leen. Cuando en un libro de divulgación general Ehrman informa de que esta narración no es auténtica, muchos se sienten engañados. Tomé mi ejemplar de la New Intemational Version y me dirigí al Evangelio de Juan. En efecto, hay unas líneas en la parte superior e inferior del relato que lo enmarcan, y también una nota en el centro de la página que dice: "Los manuscritos más antiguos y fidedignos y otros testigos antiguos no consignan Juan 7:53 - 8:11." Pero ¿cuántas personas---me pregunté--, entienden realmente las implicaciones de esta nota?

-¿Están los editores de la Biblia induciendo a algunas personas al error al seguir consignando este pasaje? -Le pregunté.

-Yo sería muy prudente al decir esto ---contestó Wallace--, pero sería sin duda más claro decir, "Este pasaje no aparece en los manuscritos más antiguos, es más, los editores de esta traducción no creen que estas palabras sean auténticas." De otro modo las personas son susceptibles de desilusionarse si esta información la encuentran en cualquier otro lugar. Se trata de una mentalidad catastrofista que dice, Vaya hombre! No sabía que estos doce preciosos versículos no fueran auténticos, y ¿qué otras cosas me estarán también ocultando?" Pero el hecho es que los editores les han hablado de ello, y que se trata de una circunstancia excepcional. Solo hay un pasaje que tiene una extensión parecida.

--------------------

En la versión de la Biblia Latinoamericana aparece una nota al pie referida a Juan 8.1:

"Los más antiguos manuscritos del evangelio de Juan no contienen éste pasaje de 8,1-11. Se ha tratado de comaparar su vocabulario con el de Juan, pero las interpretaciones son contradictorias. Algunos creen que éste pasaje proviene de otras fuentes; entre otras se habla de Lucas: véase Lc 21,37. En todo caso, el hecho de que haya sido recibido universalmente no permite separarlo del libro ni negarle la inspiración".

A los amigos creyentes les sugiero consultar versiones de estudio, p.ej. en una version RV 1960 no lleva comentario alguno. Lo relevante de esto es que los cuestionamientos han existido desde antes, así que no hay mayor novedad al respecto, pero también debe tenerse en cuenta que ello no cambia en nada el mensaje que Cristo nos dejó y que se puede encontrar en muchos otros relatos bíblicos.

Es interesante que las versiones cristianas mas recientes estén mostrando este hecho que muchos desconocen.

Juan 7:52-53 BTX
(52)  Respondieron y le dijeron: ¿Acaso eres tú también de Galilea? Escudriña y verás que de Galilea no surge ningún profeta.
(53)  [[53]]

Juan 8:1-12 BTX
(1)  [[1]]
(2)  [[2]]
(3)  [[3]]
(4)  [[4]]
(5)  [[5]]
(6)  [[6]]
(7)  [[7]]
(8)  [[8]]
(9)  [[9]]
(10)  [[10]]
(11)  [[11]]
(12)  De nuevo, pues, les habló Jesús, diciendo: Yo soy la luz del mundo. El que me sigue no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida.

BTX - Biblia Textual  (descarga para E-Sword aquí: http://esword-espanol.blogspot.com/2010/06/la-biblia-textual.html)

 Ya la versión El Código Real y Versión Israelita Nazarena lo habían hecho.

 Juan 7:52-53 ECR
(52)  Respondieron y le dijeron: ¿Acaso eres tú también de la Galil? Investiga bien y verás que de la Galil no se puede levantar profeta".
(53)  *

Juan 8:1-12 ECR
(1)  *
(2)  *
(3)  *
(4)  *
(5)  *
(6)  *
(7)  *
(8)  *
(9)  *
(10)  *
(11)  *
(12)  Otra vez Yeshua tomó la palabra diciendo: "Soy la luz de esta edad presente, el que me sigue nunca más andará en tinieblas, sino que tendrá "Or Hajayim."


Juan 7:52-53 VIN
(52)  Ellos le respondieron: “¿Eres tú también del Galil? Investiga y verás que del Galil no se levanta ningún profeta.
(53) [ Entonces se fue cada uno a su casa.]

Juan 8:1-12 VIN
(1)  [Pero Yahoshúa se fue al monte de los Olivos.
(2)  Luego, al amanecer, se presentó otra vez en el Templo y todo el pueblo acudió a él; entonces se sentó y se puso a enseñarles.
(3)  En eso los escribas y los fariseos le trajeron una mujer que habían sorprendido en adulterio; y poniéndola en medio,
(4)  le dijeron: “Rabí, a esta mujer la han sorprendido en el mismo acto de adulterio.
(5)  Ahora bien, en la Torah Mosheh nos mandó apedrear a las tales. Y tú, ¿qué dices?”
(6)  Esto lo decían para probarlo, para tener de qué acusarlo. Pero Yahoshúa se inclinó hacia el suelo y se puso a escribir en la tierra con el dedo.
(7)  Como insistieron en preguntarle, se enderezó y les dijo: “El de ustedes que esté sin pecado sea el primero en arrojarle una piedra”.
(8)  Y otra vez se inclinó hacia abajo y siguió escribiendo en la tierra.
(9)  Pero cuando lo oyeron, fueron saliendo uno por uno, comenzando por los más viejos, hasta que quedó él solo, y la mujer que estaba en medio.
(10)  Entonces Yahoshúa se enderezó y le preguntó: “Mujer, ¿dónde están? ¿Ninguno te ha condenado?”
(11)  Y ella dijo: “Ninguno, Maestro”. Entonces Yahoshúa le dijo: “Yo tampoco te condeno. Vete y en adelante no peques más.]
(12)  Yahoshúa les habló otra vez a los fariseos y les dijo: “Yo soy la luz del mundo; el que me sigue nunca andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida”.


6 comentarios:

Oldran dijo...

Honestamente creo que la Ley del antiguo testamento nunca fué abolida y Jesús lo recalca de manera categórica en Mateo 5:17-19 y que aunque sea incómodo es realmente justa.

Anónimo dijo...

Creo firmemente que es necesario que se conozca la verdad. Hoy en día se vive mas por tradiciones de hombres que por la verdad de la Palabra de Dios, seguimos con cequera espiritual a hombres y conceptos de hombres, mas no escudriñamos la Palabra que nos da vida, vida en abundancia.

Estudiantes de la Biblia asociados a los Testigos de Jehová dijo...

Esta claro que este texto genera mucha controversia, sin embargo yo tenía duda que los Testigos de Jehová hubieran cambiado su biblia y na incluyeran en la nueva traducción de la Biblia TNM2016 0 2018 en español.

Me deja más tranquilo saber que cuento con una Biblia confiable

Joisy dijo...

:)

Anónimo dijo...

Conociendo a Cristo, sé que sí sucedió; sólo que quizás no está registrado donde debería. Me parece probable la hipótesis de que es continuación de Lucas 21:37 y 38.

alfredo de la hoz dijo...

Agustín de Hipona afirmó que el pasaje podría haber sido excluido indebidamente de algunos manuscritos con el fin de evitar la impresión de que Cristo había sancionado el adulterio:

Ciertas personas de poca fe, o más bien enemigos de la verdadera fe, por temor a, supongo, que a sus esposas se les deba dar la impunidad en el pecado, removieron de sus manuscritos la Ley del Señor del perdón a la adúltera, como si él hubiera dicho "No peques mas", y así concedido permiso para pecar.[12]